Histórica noche en el Abierto Mexicano de Tenis en la nueva sede el torneo

Archivado en: 
Fecha del Evento: 
Lunes, 21 Febrero 2022

Inauguran la Arena GNP con una jornada maratónica en Acapulco

El duelo entre Zverev y Brooksby terminó a las 4:55 de la madrugada

¡Increíble!

No hay otra manera de definir el arranque del Abierto Mexicano de Tenis 2022 en la nueva Arena GNP en Acapulco. Ni siquiera el aficionado más ávido de tenis se hubiera imaginado una jornada así: disfrutar del mejor tenis del mundo hasta prácticamente unas horas de amanecer en el puerto. Una auténtica borrachera del deporte blanco en la playa.

El español Fernando Verdasco y el norteamericano John Isner inauguraron la nueva sede del abierto con el que (hasta el momento) había sido el partido más largo en la historia del certamen con 3 horas 13 minutos de emociones y drama. Parecía que Verdasco tenía el juego bajo control en el tercer set, pero vino la debacle física de español, quien terminó cediendo el set en tie break.

El marcador final fue 7-5, 6-7, 7-6 en favor del gigantón de Estados Unidos. Verdasco no se pudo presentar a conferencia de prensa debido al desgaste físico, dejando todo en la cancha. Isner reconoció a la afición mexicana y el hermoso escenario que construyeron los organizadores para el evento.

Pero nada nos podía preparar para uno de los partidos más increíbles en la historia del tenis (sin exagerar): el joven Stefan Kozlov (también norteamericano), se recuperó de calambres en una pierna para derrotar a uno de los consentidos de la afición, el búlgaro Grigor Dimitrov, en un match de película. Kozlov (130 del mundo), tomó el lugar de su compatriota Maxime Cressy y logró la victoria más importante de su carrera; ahora enfrentará a Rafael Nadal en la siguiente ronda, con quien estuvo practicando antes de enterarse que sería parte del torneo.

El partido entre Dimitrov y Kozlov rompió el récord de tiempo que habían establecido previamente Verdasco e Isner, para convertirse en el más largo en la historia del abierto.

Pero faltaba cerrar la jornada con el encuentro entre Zverev y Brooskby y seguir abonando a los récords de una histórica velada tenística.

Pasaban de la una y media de la mañana cuando los jugadores saltaron finalmente a la cancha. Sabíamos que Brooskby venía jugando bien y que no sería fácil para Zverev (favorito, por mucho para ganar el partido), pero nunca nos imaginamos que veríamos otro match que superaría las tres horas para definirse cinco minutos antes de las cinco de la mañana en Acapulco. Es el encuentro que ha terminado más tarde en la historia del tenis mundial (superando el encuentro entre Hewitt y Baghdatis en Australia que terminó a las 4:34 de la mañana).

¡No podría ser de otra manera! ¡Acapulco en su máximo esplendor!

No importaron las largas filas para realizarse la prueba Covid para ingresar a las nuevas instalaciones del abierto, ni para comprar comida, o entrar a las canchas secundarios (que aún con mayor capacidad, nuevamente resultaron insuficientes para la cantidad de espectadores que buscaban ver más tenis).

Nostálgicamente extrañamos las instalaciones del Princess junto al mar, pero el Abierto Mexicano de Tenis encontró en la Arena GNP su nuevo hogar, augurando tenis por muchos años más en Acapulco. ¿El venue tiene áreas de oportunidad?… ¡sí! Pero seguramente será un proceso de maduración para lograr la excelencia. No tengo ninguna duda que así será.

Y así amanecimos, con una resaca tenística; afortunadamente para curarla tendremos una buena dosis de tenis con Rafa Nadal, Daniil Medved y Stefanos Tsitsipas pisando la cancha del maravilloso estadio que Mextenis construyó para disfrutar del mejor espectáculo que la ATP puede ofrecer en Latinoamérica.